La Bahía on Line
Con el poder de la información

- Publicidad -

- Publicidad -

Gobierno central y comunal gastan millones en actividades de dudoso beneficio y no tienen 16 millones para comenzar estudio en cambio de uso de suelo

La seremi del ministerio de Vivienda y Urbanismo (Minvu), Evelyn Mansilla, confirmó que la entidad ya comenzó el proceso para realizar el cambio de uso de suelo a las más de 744 hectáreas que están disponibles para el emplazamiento de industrias peligrosas en Quintero.

La primera acción, dijo Mansilla, corresponde a la gestión de los recursos para el estudio aerofotogramétrico, que tendría una inversión de $ 16 millones, el cual «determinará las características geográficas, naturales y artificiales del territorio. Insumo necesario para posteriormente realizar la consultoría del estudio de modificación del uso de suelo en el sector».

El resultados del análisis, explicó la autoridad, serán claves para determinar las características del territorio y plantear la licitación de la consultoría que realizará el cambio de uso de suelo en la zona, lo que podría estar en el sistema en octubre de este año.

- Publicidad -

También puedes leer: Consejo Consultivo de hospital de Quintero pide exámenes toxicológicos a menores de edad.

«Además, estamos en el desarrollo final de las bases para la consultoría del estudio que se estaría llamando en octubre, para que esté durante los últimos tres meses en el sistema. Con esto pretendemos comenzar los estudios en enero del próximo año», afirmó Mansilla.

El cambio de uso de suelo que se pretende hacer en el territorio es de empresas peligrosas a actividades inofensivas o área verde, según informó – en su momento -el subsecretario de Vivienda y Urbanismo, Guillermo Rolando. Sin embargo, la situación estaría en análisis y se está estudiando el territorio para ver cuál es el mejor mecanismo para aplicar.

Congelamiento

Respecto a utilizar algún tipo de congelamiento en el territorio para no permitir el ingreso de industrias peligrosas en la zona, Mansilla aclaró que es algo que está en análisis y siendo discutido con el municipio por los plazos que tendría esta herramienta.

«Estamos trabajando en conjunto con el municipio para ver cuál es el mejor momento para activar un congelamiento de permiso. Esto, porque el congelamiento se entrega por tres meses y es prorrogable nueve meses más, es decir, durante un año. Como el estudio va a durar más de un año, la idea es no crear un vacío en el congelamiento, sino ser lo bastante estratégicos para realizar la acción», precisó la seremi Evelyn Mansilla.

Fuente: Mercurio Valparaiso

Comentarios
Loading...